domingo, 28 de diciembre de 2014

MILHOJAS DE CREMA Y NATA

Para este postre, necesitaremos:
2 Láminas de hojaldre refrigerado
400 ml. de nata para montar
4 Cucharadas de azúcar
Azúcar glas y cacao en polvo para decorar
Crema pastelera:
250 ml. de leche entera
1 Cucharadita de extracto de vainilla
2 Yemas de huevo
60 Gramos de azúcar
1 y 1/2 cucharadas de harina
1 y 1/2 cucharadas de maicena
 
Estiramos bien las láminas de hojaldre y las cortamos de forma que nos salgan de cada lámina 15 porciones de hojaldre. Luego, en total, tendremos 30 porciones, de las cuales utilizaremos 28. Las otras dos podemos dividirlas a su vez en otras dos y hacer una milhoja más pequeña.
Precalentamos el horno a 180 grados y metemos el hojaldre cortado y pinchado con un tenedor en toda la superficie para que no levante mucho.
Mientras tanto, montamos la nata con el azúcar con una varillas eléctricas o una batidora. Introducimos en una manga pastelera y reservamos en el frigorífico.
 
Hacemos la crema pastelera, en este caso la vamos a hacer de la forma que me enseñaron en el curso de repostería que hice en la Escuela de Cocina Cooking Club.
Ponemos a hervir la leche con la vainilla en un cazo y la llevamos a ebullición. En un bol batimos los huevos con el azúcar hasta que la mezcla blanquee. Añadimos la harina tamizada y la maicena, removemos hasta conseguir una mezcla homogénea.
Incorporamos a la mezcla la mitad de la leche y batimos bien e incorporamos esta mezcla a la leche restante. Llevamos a ebullición sin dejar de remover, dejamos de hierva un minuto para que la harina cueza bien.
Retiramos del fuego y extendemos en una superficie para que enfríe con una capa de film plástico para que no se forme una costra sobre la crema. Si viéramos que queda algún grumo podemos volver a batir cuando esté fría. La introducimos también en una manga pastelera con la boquilla que más os guste.
 
Sacamos los hojaldres del horno cuando estén bien dorados. Los dejamos enfriar un poco antes de hacer el montaje final.
 
Montaje:
Colocamos una lámina de hojaldre, sobre esta ponemos crema, colocamos otro hojaldre, y ponemos nata, otro hojaldre y otra vez crema, y por último, otro hojaldre. A mí me sobraba nata y crema y puse otra capa de estos. Podéis hacerlos con solo tres capas de hojaldre, en este caso solo pondríais una de nata y una de crema.
 
 
 





 

No hay comentarios:

Publicar un comentario