domingo, 16 de diciembre de 2012

ALMEJAS A LA MARINERA

Ingredientes:

1 Kg. de almejas limpias de arena
1 Cebolla
2 dientes de ajo
1 cucharada de pimentón de la Vera
2 cucharadas de harina
2 ó 3 cucharadas de salsa de tomate
1/2 guindilla
1 vaso de vino blanco
1 hoja de laurel
perejil picado
sal

Receta:

Vamos a preparar unas almejas a la marinera con las que nos vamos a chupar los dedos, ideales para estos días Navideños. Una de las cosas más importantes, previas a cocinar la almejas, es limpiarlas de arena, de lo contrario estropearemos la receta. Para ello, debemos ponerlas en un bol con agua fría y sal gorda, cambiando dos o tres veces el agua. Ellas beben y sueltan la arena que puedan tener.
Ahora que nos hemos asegurado que las almejas están limpias de arena, las pondremos al vapor unos tres minutos. En una olla ponemos medio vaso de agua, y cuando empiece a hervir echamos la hoja de laurel y las almejas. Cuando están ebiertas las sacamos con una espumadera y reservamos. También reservamos el caldo que nos ha quedado.
En la misma olla donde hemos echo las almejas al vapor, ponemos tres o cuatro cucharadas de aceite y añadimos la cebolla y el ajo muy picados, así como la guindilla (esta última es opcional). 
Cuando estén dorados incorporamos el pimentón y le damos unas vueltas con la cuchara de madera, con cuidado que no se queme, durante no más de un minuto.
Añadimos ahora la harina y mezclamos durante unos segundos. Tampoco se nos debe quemar. Ahora, añadiremos el vaso de vino y dejaremos que evapore el alcohol durante un par de minutos o tres.
Echamos la salsa de tomate y el caldo de hacer las almejas al vapor y dejamos unos diez minutos a fuego medio sin dejar de mover.
Probáis la salsa y si lo véis necesario, salpimentáis.
A continuación, añadimos las almejas que ya teníamos abiertas al vapor. Ligamos la salsa y las almejas un par de minutos removiendo con mucho cuidado, esperamos un par de minutos más con el fuego apagado hasta que las almejas se impregnen bien de la salsa.
Servimos inmediatamente con un poco de perejil espolvoreado.
El peligro de esta receta es tener una barra de pan al lado. 




No hay comentarios:

Publicar un comentario